Martínez Arroyo promueve la inclusión de vinos de Castilla-La Mancha en la oferta de los aspirantes en hostelería.

Un programa de formación en Castilla-La Mancha busca fomentar el consumo moderado de vino de la región entre los profesionales de la hostelería. La iniciativa se está llevando a cabo en diez centros de Formación Profesional de la región y tiene como objetivo principal que los hosteleros ofrezcan primero los vinos regionales en sus cartas. El consejero de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, visitó una de estas jornadas de formación específica en el IES «Universidad Laboral» de Albacete, donde enfatizó la importancia de la cultura del vino para el futuro de Castilla-La Mancha, ya que representa el 5% del PIB de la región. Además, destacó la necesidad de que los profesionales del sector ofrezcan vinos con conocimiento, dado que en Castilla-La Mancha se pueden encontrar nueve Denominaciones de Origen y diversas variedades de uvas con características únicas. Los cursos de formación, impartidos por el Gobierno regional a través de la Fundación Tierra de Viñedos, están enfocados en el consumo moderado de vino y buscan educar al personal de hostelería sobre cómo proporcionar un servicio responsable y cómo abordar la problemática del abuso del alcohol. El programa busca involucrar a los diferentes agentes implicados en el sector gastronómico como productores agroalimentarios, establecimientos de hostelería y restauración, enólogos, cocineros, medios de comunicación e instituciones.

– patrocinadores –

Noticias destacadas

– patrocinadores –

Scroll al inicio