Dos de cada tres nuevos colegiados veterinarios en Toledo son mujeres

En los últimos dos años, el 62% de los nuevos colegiados veterinarios en Toledo son mujeres, y muchas de ellas ejercerán su trabajo en las áreas rurales de la región, según destaca el Colegio de Veterinarios de Toledo con motivo del Día Internacional de las Mujeres Rurales, que se celebra hoy sábado.

La cifra pone en evidencia que, “lo mismo que ocurre en otras profesiones sanitarias, la mujer se ha convertido en una figura clave en el presente y futuro de la profesión veterinaria y, por extensión, en el porvenir del mundo rural”, explica el presidente del Colegio de Veterinarios de Toledo, Luis Alberto García Alía.

García Alía destaca el papel que las mujeres rurales, con mención especial a todas las veterinarias, desempeñan en la sociedad y especialmente en la región de Castilla-La Mancha, ya que “hacen posible la supervivencia del sector primario”.  

Por su parte, las veterinarias rurales “velan desde miles de pueblos no solo por el bienestar de los animales, sino también por la salud pública, ya que garantizan desde el origen que los alimentos lleguen en perfectas condiciones a los consumidores”.

Las veterinarias rurales trabajan en las explotaciones, velan por la sanidad, la alimentación y bienestar de los animales; ejercen un papel clave en la reducción del uso de antibióticos; son las principales intermediarias entre las administraciones y los ganaderos; atienden las urgencias; y, en el medio ambiente, son responsables de la correcta gestión de los residuos y el aprovechamiento de los recursos”.

El presidente del Colegio de Veterinarios de Toledo explica que “es una profesión que requiere en el medio rural 24 horas al día y una disponibilidad total, desde atender un parto de un animal a cualquier otra cuestión de urgencia”.

Para García Alía, “el futuro de la veterinaria pasa por las mujeres. En un mundo cada vez más interconectado, es esencial que todos trabajemos en una misma dirección para que haya igualdad de oportunidades a la hora de encontrar trabajo en el ámbito rural y para que esos empleos garanticen las mismas condiciones a hombres y mujeres”.

Colegio Oficial de Veterinarios de Toledo

El Colegio de Veterinarios de la Provincia de Toledo nace en el año 1904 para representar y defender los intereses de los veterinarios y el ejercicio de la profesión en la provincia de Toledo. Entre sus fines está velar por la dignidad y prestigio de la profesión veterinaria; promocionar la constante mejora de los niveles científico, cultural, económico y social de sus colegiados; colaborar con los poderes públicos en la consecución de la salud de las personas y animales, mejora de la ganadería española y la más eficiente, justa y equitativa regulación y ordenación del sector ganadero y alimentario, desde la fase de producción al consumo, así como la atención al medio ambiente; y la protección de los consumidores y usuarios de los servicios de sus colegiados.

La entrada Dos de cada tres nuevos colegiados veterinarios en Toledo son mujeres se publicó primero en Diario de Castilla-la Mancha.

Ir arriba