Investigación del CSIC sobre Nanotecnología para Reparar Lesiones Medulares en Personas con Parálisis Cerebral

Un equipo de investigadores de seis países europeos, coordinado por la investigadora del Instituto de Ciencia de Materiales de Madrid (ICMM-CSIC) Conchi Serrano, ha comenzado una iniciativa pionera para reparar lesiones medulares a través de la ciencia de materiales, la medicina regenerativa y la nanotecnología. Esta iniciativa, llamada Piezo4Spine, financiada con 3,5 millones de euros por la Unión Europea, estudiará la respuesta de células y tejidos a estímulos mecánicos para desarrollar terapias eficaces para tratar lesiones de médula.

El objetivo del proyecto es entender mejor la lesión medular y, con este conocimiento, proporcionar una solución terapéutica. Para ello, se centrarán en dos dianas específicas: los mecanorreceptores Piezo y los fibroblastos que participan en la respuesta al daño neural. Estos mecanorreceptores son capaces de sentir vibraciones mecánicas y desencadenar respuestas celulares concretas.

Además, el proyecto propone desarrollar herramientas de ingeniería genética para modular los fibroblastos que participan en los procesos de cicatrización. Estos fibroblastos ayudan a controlar y cicatrizar la zona dañada, pero dificultan la regeneración natural del tejido neural. Por ello, el consorcio de Piezo4Spine trabajará en el bloqueo de estos fibroblastos para favorecer los procesos regenerativos del propio cuerpo.

Para realizar este trabajo, se desarrollará una matriz tridimensional por bioimpresión 3D cargada con nanovehículos que llevarán terapias activas al sitio de la lesión. Si el proyecto es exitoso, permitirá acceder a nuevos conocimientos y tecnologías que no solo serán útiles para la regeneración neural, sino también para otras patologías que compartan dianas terapéuticas.

Piezo4Spine cuenta con la participación del Hospital Nacional de Parapléjicos (España), el Instituto Tecnológico Italiano (Italia), la Universidad de Coimbra (Portugal), la Universidad Católica de Lovaina (Bélgica), la empresa Black Drop Biodrucker GmbH (Alemania) y la empresa ACIB GmbH (Austria). Además, del ICMM-CSIC participan los investigadores del Grupo de Materiales para Medicina y Biotecnología (MaMBIO) Puerto Morales y Sabino Veintemillas; y Ricardo García, del Grupo de Microscopía de Fuerzas Avanzada y Nanolitografía (ForceTool). La Unidad Asociada que mantiene el CSIC con el Hospital de Parapléjicos de Toledo otorgará perspectiva clínica y soporte a la colaboración estrecha entre ambos centros.

Se trata de una investigación pionera que busca entender mejor la lesión medular y proporcionar una solución terapéutica a los lesionados medulares. Para ello, se estudiarán los receptores mecánicos Piezo y su implicación en el daño neural, así como se desarrollarán herramientas de ingeniería genética para modular los fibroblastos y favorecer los procesos regenerativos del cuerpo. Si el proyecto es exitoso, permitirá acceder a nuevos conocimientos y tecnologías para tratar diferentes patologías.

Scroll al inicio